¿Llegar juntos es señal de amor?

Ahí te va una escena: un pareja cuyos sentidos se elevan al máximo,  las caricias, el deseo, la excitación y el goce están hasta el tope, hasta que llega el ansiado orgasmo… ¿Para ambos?

Si imaginaste que llegaron juntos, quizás has visto demasiadas escenas en películas, series o porno. Por lo regular es en el cine, la TV y  hasta en la literatura donde nos muestran que el orgasmo se vive al mismo tiempo, y que después de ese momento ya no queda otra más que reposar y descansar de tan tremendo y memorial encuentro, que nos habla de una conexión mágico cósmica que hará que a partir de ese momento sus vidas y almas estarán unidas para la eternidad.

La realidad es muy diferente.

Para un orgasmo simultáneo se requiere mucha comunicación, ritmos y empatía para que no solo lo viva una de las personas. Si hablamos de encuentros sexuales reales  podemos darnos cuenta que cada persona es diferente en su manera y tiempo en que le gusta recibir estimulación. No hay una receta o tiempo exacto que podamos calcular para que si se sigue al pie de la letra ambos coincidan en venirse juntos.

Incluso muchas son las parejas que mencionan que una de las partes es la que termina primero. ¿Esto habla de que ahí debería terminar el encuentro sexual? ¿La otra persona debería quedarse en pausa porque hasta ahí llegó todo? Noup.

Se no ha enseñado que las relaciones sexuales se basan en puritita actividad coital o solo penetración, y que el tiempo de la relación dura mientras exista un pene en erección. Vamos a desmitificar varios puntos:

1. Los encuentros sexuales no sólo ocurren entre personas con un pene y una vagina.

Hay una inmensa diversidad de parejas y, entre lo hermoso de la diversidad,  es que hay encuentros donde ni siquiera hace presencia un pene y no por ello no existe disfrute y satisfacción, porque lejos de la penetración también existen muchísimas zonas en tu cuerpo que son placenteras  y sin fin de prácticas que se pueden realizar aparte del coito, y por supuesto antes, durante y después de cualquier actividad penetrativa.

2. Si alguien termina primero, que apoye a su compañero, compañera o compañere.

Si bien el orgasmo significa también una tarea personal, si estamos con alguien busquemos que sea una labor compartida. Aquí entra que comuniques que te gustaría que se sucediera a continuación. Nadie puede adivinar que cosas te gustan, aquí puedes decir si quieres recibir algún otro tipo de estimulación, ya sea manual, oral, con accesorios o juguetes, si prefieres estimularte tú pero que quizás mientras te acaricien o te hablen, si quieres rápido, despacio, suave, fuerte, si solo prefieres un buen masajito o nada de nada. Aquí no importa el género, cualquier persona pudo haber llegado antes, ya sea si tienes pene o vulva puedes preguntar le a tu pareja si le gustaría algo más.

3. Comunicación y empatía: sí es pócima mágica.

No quiero excluir a las parejas que sí han logrado llegar al clímax juntos. Hay parejas donde hubo compatibilidad o momentos de sincronía. ¿Su secreto? Se dijeron como iban y si se venían. Claro que se acompañó de empatía y comprensión. Si hablamos de un caso donde ocurre penetración, en las personas con pene  la estimulación pudiera ser demasiada y llegar la eyaculación (ojo eyaculación y orgasmo no siempre vienen al mismo tiempo), en este caso se requeriría una pausa para que la eyaculación espere un poco y no se pierda la erección. Aunque como mencioné si eso pasara existen más formas de continuar.

Si se van mencionando como van y se prestan atención, pudieran llegar a alcanzarlo juntos.  En el caso de las personas con vulva se puede llegar al orgasmo varias veces. Como lo dije antes, solo no olviden a su pareja.

4. La compatibilidad sexual no significa que es tu alma gemela.

Si te pasó con alguien ese momento, recuerda que no deja de ser un encuentro sexual. Y así como dijimos que el orgasmo y eyaculación son diferentes, lo mismo sucede con los orgasmos y el amor: muchas veces no vienen juntos, ni suceden a la par. Pero, ¿por qué nos sentimos tan atraí[email protected] a esa persona si sucedió? Los orgasmos a nivel químico liberan neurotransmisores que nos hacen sentir alegría, felicidad y entusiasmo. Y muchas veces confundimos bienestar con amor.

Una relación de pareja puede incluir diferentes aspectos, la idea es que valores cuales son aquellos que son importantes para ti. Si el sexual esta increíble, pero quieres explorar el afectivo, social o hasta familiar se vale ser [email protected], tanto con esa persona como [email protected] [email protected] Y si solo decides compartirte en el ámbito sexual también hacerlo saber, para dejar en claro el tipo de relación que se busca y haya opción de elegir si se continua o no.

De igual manera, pueden existir parejas que se aman profundamente, y que su vida sexual tiene variables. Si no llegan juntos al orgasmo no quiere decir que no exista afecto o compatibilidad, la diversidad también aplica en explorar su erotismo y que la intimidad se viva en diferentes maneras de vivir el placer, acompañadas de complicidad y confianza.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

También te puede interesar: ¿Por qué es bueno hablar de la vida sexual en pareja?

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *