PUNTO P DE PLACER MASCULINO

Hombres y personas con pene, todo su disfrute puede encontrarse en todo su cuerpo, no hay que negarlo. Solo que en esta ocasión hablaremos del placer de estimular tu próstata, el punto G masculino.

La próstata es un área que puede brindar placer intenso. A veces negada por la creencia que la orientación y preferencia sexogenérica se encuentra en el ano.

punto p

No, tu tranqui. Hacia quién te sientas atraído NO se relaciona con la parte del cuerpo en que sientes placer. Es tan ilógico como si dijéramos que como una persona siente delicioso tallar su ojo ya le gusta vincularse con hombres o mujeres. Las prácticas que realices no tienen nada que ver con a quien te sientes atraído sexual y afectivamente.

Aclarando esto, aquí van algunos tips para elevar tu satisfacción encontrando tu punto P, ósea la estimulación en próstata.

  1. Aclaremos qué es la próstata

Se dice que es el punto G de los hombres. En realidad es un glándula ubicada debajo de tu vejiga, la cual puedes tocar si realizas alguna penetración por tu ano.

Antes de que imagines un pene gigante invadiéndote, te cuento que puede ser tan solo con un minúsculo dedito o un pequeño juguete sexual. La intensidad del placer no depende de que tan grande sea lo que entre en tu interior.

  1. ¿Cómo encontrarla?

La podrás ubicar al alcance de tu dedo, introduce poco a poco tu dedo índice bien lubricado y haz una ligera curvatura hacia abajo, podrás identificarla como si fuera una canica.

PUNTO P DE PLACER MASCULINO
  1. ¿Qué debo considerar?
  • Lubricante ante todo, de preferencia base agua o silicona si es con dedos. Lubrícalos bien y comienza despacio a penetrar. Quien sea penetrado tiene el poder de marcar el límite, por ello lo ideal es que sea gradualmente para identificar hasta donde se requiere la estimulación.
  • Limpieza. Descuida, una lavada separando las nalgas puede ser suficiente, pero si requieres puedes usar guantes de látex o un condón (no olvides lubricarlo). También existen las lavativas, aunque no son sumamente necesarias.
  • Juguetes sexuales. Los dedos funcionan porque se puede mover a gusto, pero también existen plugs anales con formas curveadas ideales para este tipo de estimulación.
  • ¿Duele? Depende más de la actitud y ganas que tengas de curiosear y explorar. Si por alguna razón te sientes intimidado, puede que no recibas la estimulación con el mismo agrado, ya que el ano se puede contraer y es posible que cualquier penetración se sienta forzada. Por ello siempre la seguridad y confianza de hacerlo tú mismo o con alguien a quien puedas comunicar tus límites. No importa si decidiste intentarlo y luego cambias de opinión. Lo podrás considerar en otra ocasión.
  1. ¿Cómo dar un masaje prostático?

Mucho nos preguntan acerca como dar placer a un hombre. Cada uno es diferente en lo que percibe como placentero, en el caso de estimular el punto P puedes intentar lo siguiente:

  • Comienza poco a poco introduciendo dedo o juguete, juega con la lubricación a manera de colocar las cantidades que a ti te gusten.
  • Inclina el dedo o juguete a hacia abajo para sentir la próstata, es como una canica, solo mantén el dedo o juguete estático para identificar como se siente.
  • Comienza con movimientos, brinda pequeños toques simulando clicks y evalúa si se siente agradable. Continúa aumentando la presión e intensidad al ritmo que prefieras. Si estas en pareja comunica si se siente bien o es demasiado.
  • Acaricia mientras tanto otras zonas, las piernas, testículos o el perineo. Si estas con pareja permite recibir otros estímulos como besos o que rocen tu piel.
  • Manipula tu pene como te gusta, y combina la masturbación mientras sigue la estimulación en ano. Puedes también combinarlo mientras tu pareja te hace sexo oral.
  • Los juguetes pueden ser de silicona con formas más redondas para dirigir hacia próstata, de metal para jugar temperaturas o con vibración. Puedes dejar estos juguetes en vibración ligera mientras continúas la estimulación en pene o cuerpo. Hay algunos que hasta funcionan con aplicación.

La estimulación simultánea  puede hacer que la eyaculación y el orgasmo (algo muy diferente a la sola expulsión del semen) se perciban más intensas y con mayores contracciones. Por ello es que se le llama orgasmo prostático.

Estimulación en Próstata
  1. ¿Y si no deseo que sea con penetración?

Simple, puedes estimular el área de perineo, la cual es una zona externa entre los testículos y ano. Presiónala mientras te masturbas o recibes sexo oral.

También puedes utilizar un vibrador y solo sentarte en él, no necesariamente tiene que entrar en tu ano, solo basta sentir las vibraciones por fuera.

Atrévete a explorar más zonas en tu cuerpo, las zonas erógenas del hombre son diversas, no limites tu placer a tus genitales, recuerda hacer un combo con estímulos sensoriales y no olvidarte del juego y la fantasía. Explorar diferentes maneras de placer, te llevará a reconocer tu disfrute.

Artículos Relacionados